0.- Ir al contenido
Logos Hipocampo.org, Inicio Enlace externo a la SEN
Hipocampo.org - Circunvalación del hipocampo
0.- Ir al contenido
Logos Hipocampo.org, Inicio Enlace externo a la SEN
  1. 178 usuarios conectados -
  2. Está usted en:
  3. Inicio >
  4. Rincón del experto >
  5. Migraña y deterioro cognitivo

Rincón del experto

Migraña y deterioro cognitivo

Centelleo.

Cefalea (imagen decorativa)

© iStock/Camrocker

¿Existe relación entre ser migrañoso y desarrollar un deterioro cognitivo y la enfermedad de Alzheimer?

Podemos decir que una persona sufre migraña cuando padece crisis de dolor de cabeza severo, generalmente de tipo pulsátil, y unilateral en la mayoría de las ocasiones. Además del dolor, aparecen otros síntomas como la hipersensibilidad a la luz (fotofobia) o a los sonidos (fonofobia) y molestias vegetativas que se expresan en forma de sensación nauseosa o vómitos. En algunos casos, al cuadro anteriormente descrito le preceden síntomas y signos premonitorios que se conocen como aura.

Ir al comienzo

El aura es una manifestación, de duración breve, que se observa minutos antes de las molestias dolorosas y que se presenta como una alteración sensorial de tipo visual (generalmente visualizar líneas onduladas o luces intermitentes). Con menos frecuencia, el aura, a través de alteraciones de otras áreas, se puede manifestar en forma de dificultad para expresarse (para pronunciar correctamente las palabras), sensación de entumecimiento u hormigueo en la cara o en las extremidades. Las percepciones olfativas anormales sin embargo son muy poco frecuentes.

Dentro del grupo de las cefaleas la migraña es el dolor de cabeza más común y afecta a millones de personas de todas las edades, con una incidencia que oscila entre el 5 % y el 15 % de la población, siendo más frecuente en el género femenino que en el masculino.

Durante los episodios de migraña, los pacientes presentan con frecuencia dificultades cognitivas. Pueden tener más dificultad para entender las cosas que se les dicen, mantener la atención, realizar las tareas cotidianas, memorizar hechos recientes y, sobre todo, para expresarse y comprender, y todo ello conlleva a una pérdida de sus habilidades verbales.

Ir al comienzo

Estos déficits cognitivos observados han sido atribuidos a factores emocionales y a los a los fármacos prescritos durante estos episodios. Las personas que padecen crisis recurrentes o de larga duración (varios días) son más propensas a sufrir ansiedad y síntomas depresivos. Además, los tratamientos farmacológicos utilizados para reducir el dolor y las molestias vegetativas también pueden provocar efectos secundarios que repercuten en la actividad cognitiva. Actualmente, se investiga sobre la posibilidad que todas estas dificultades puedan ser explicadas desde una disfunción de la actividad neuronal.

Cuando se han realizado registros encefalográficos y estudios de imagen con resonancia magnética funcional durante las crisis de dolor, se ha observado que la afectación de la memoria, de la atención sostenida y de la velocidad de procesamiento de la información, está relacionada con una disfunción en el área cortical (tanto a nivel prefrontal como temporal) que remite cuando desparece el dolor. También se han observado alteraciones en la estructura cerebral con la existencia de pequeños infartos silenciosos en la sustancia blanca.

Ir al comienzo

Existen pocos estudios que hayan estudiado la relación entre padecer migraña y riesgo de demencia. Recientemente, una investigación en este sentido muestra resultados que señalan mayor riesgo de sufrir una demencia en los pacientes con migraña, sobre todo en las mujeres con edades superiores a los 70 años. Y se asocia a la duración, a la intensidad y frecuencia de las crisis de dolor, siendo los ataques repetidos de migraña (migraña crónica) los que incrementan más el riesgo de demencia.

Aunque por ahora no hay evidencia suficiente, también se ha relacionado el desarrollo de una demencia con la disminución del flujo sanguíneo cerebral que se observa en las personas que sufren migrañas con aura, en las cuales podemos encontrar lesiones isquémicas silenciosas.

La mayoría de las investigaciones han demostrado que las personas de mediana y avanzada edad con antecedentes de migraña tienen un mayor riesgo de enfermedad de Alzheimer, pero todavía no se ha podido afirmar la existencia de una asociación significativa entre la migraña y la demencia vascular, a pesar de la participación de mecanismos vasculares involucrados en la biología de la misma.

Ir al comienzo

En los últimos años, se están llevando a cabo estudios centrados en evaluar estrategias y tratamientos que puedan disminuir el riesgo de padecer demencia en esta población. Así, se ha observado que los tratamientos dirigidos a mitigar el dolor, como también los neuroprotectores (con el consumo de sustancias antioxidantes), reducían el riesgo de desarrollar una demencia.

Dr. Secundino López Pousa

Cómo citar esta página:

López Pousa S, Lombardía Fernández C. El rincón del experto: Migraña y deterioro cognitivo [en línea]. Circunvalación del Hipocampo, mayo 2022 [Consulta: 6 de diciembre de 2022]. Disponible en: https://www.hipocampo.org/rincon-del-experto/ExpertCase0034.asp.

Ir al comienzo

Ayúdenos a mejorar

Califique esta página:

Valoración (3 votos): 10/10

★★★★★

Relacionados

Ir al pie
Última actualización de esta página: 15-5-2022.
Todos los contenidos de este sitio web se encuentran bajo una Licencia Internacional de Atribución 4.0 de Creative Commons (CC BY 4.0), salvo donde se indique otra cosa explícitamente.
Sitio web creado por Ricardo de la Vega y Antonio Zambrano
Email de contacto: hipocampo@hipocampo.org
Última actualización en el sitio web: 6 de diciembre de 2022
Información sobre cookies

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia de navegación y los servicios que le ofrecemos. Al clicar en «Aceptar», o si continúa navegando, usted reconoce que ha leído y comprendido nuestra política de privacidad, y que acepta el uso de nuestras cookies.

- Leer la política de privacidad
- Navegadores compatibles